Seleccionar página

El Real Decreto 286/2022, de 19 de abril, modifica la obligatoriedad del uso de mascarillas durante la situación de crisis sanitaria ocasionada por la COVID-19. La razón de esta eliminación casi total del uso de la mascarilla se encuentra en la evolución de la epidemia de COVID-19, favorecida por las coberturas de vacunación que se han alcanzado en España, la cual permite plantear modificaciones en las estrategias de control de la epidemia, siendo una de estas la eliminación casi total del uso de mascarillas.

Sin embargo, hay algunas excepciones a la eliminación de esta obligación. Se establece que las personas de seis años en adelante quedan obligadas al uso de mascarillas en los siguientes supuestos:

a) En los centros, servicios y establecimientos sanitarios. 

b) En los centros sociosanitarios, los trabajadores y los visitantes cuando estén en zonas compartidas.

c) En los medios de transporte aéreo, por ferrocarril o por cable y en los autobuses, así como en los transportes públicos de viajeros.

Aún así, las obligaciones mencionadas es los apartados anteriores no serán exigibles a las personas que presenten algún tipo de enfermedad o dificultad respiratoria que pueda verse agravada por el uso de la mascarilla o que, por su situación de discapacidad o dependencia, no dispongan de autonomía para quitarse la mascarilla o bien presenten alteraciones de conducta que hagan inviable su utilización, así como tampoco serán exigibles en el caso de que, por la propia naturaleza de las actividades, el uso de la mascarilla resulte incompatible.